Abril en Aguascalientes: A comer y beber en La Feria de San Marcos

articles español Food & Cuisine

Karen Hursh Graber

Mexican Kitchen

En México, hace mucho calor durante el mes de abril, y mientras muchas personas deciden pasar este tiempo en la playa, muchos otros prefieren explorar las hermosas ciudades coloniales.

Una que cuenta con arquitectura impresionante es Aguascalientes, que tiene sus orígenes en la colonización de los españoles. La ciudad tiene 400 años de ser fundada y es reconocida por sus magníficos edificios públicos, su limpieza, y los jardines de San Marcos, sede de la feria más vieja y famosa de México, la Feria de San Marcos. La ciudad es la capital del estado Aguascalientes.

Se ha celebrado la feria de San Marcos cada año desde 1828, y la tradición se remonta en la exhibición de ganado y el festival religioso que comenzó en 1604. En 1958, el presidente Adolfo López Mateos elevó la feria a nivel “nacional”.

La Feria Nacional de San Marcos es la más grande en el país y contribuye a la economía nacional de manera significativa. Atrae a miles de visitantes cada año durante el mes de abril, y el evento incluye juegos de casino que operan solamente durante la feria, y una gran variedad de eventos, rodeos, corridas de toros, y peleas de gallos, música, baile, y degustación de alimentos y bebidas.

Al participar en los convivios de música tradicional mexicana llamada tamboras o visitar el Concurso Nacional de Intérpretes Jóvenes, los asistentes a la feria encontrarán ofertas gastronómicas realmente tentadoras a doquier. Aparte de las especialidades típicas de Aguascalientes, existe una amplia variedad de comida que forma parte del menú nacional. Estos platillos se han convertido en parte de la identidad cultural de México: todo tipo de enchiladas y tacos, quesadillas, tostadas, tamales, gorditas, mole, carnitas y más.

También existe una gran selección de dulces: confites de fruta y nueces, dulce de coco, flanes, buñuelos, churros, nieves, helados, y gelatinas, además de dulces preparados con semillas de calabaza, ajonjolí y amaranto. Para tomar, hay aguas de frutas hechas de limón, chía y flor de jamaica. Existe también la bebida a base de arroz o semilla de melón llamada horchata, al igual que el atole, chocolate, y el dulce café de olla con canela.

También hay un pabellón de vinos donde se ofrecen muestras de los vinateros locales, una reflexión de la historia de elaboración de vinos de Aguascalientes. El estado, especialmente las áreas rurales fuera de la capital, fueron los primeros productores de uvas y de vino del país. Aunque hoy en día la producción de vino no tiene la importancia económica que tuvo durante la época colonial, el significado histórico de la vendimia, o cosecha de uvas, se celebra en el pabellón del vino. Aguascalientes también produce brandy y licores de frutas, con el 80% de la cosecha de uvas destinada para la destilación.

Aparte de los platillos Mexicanos nacionales, bebidas de frutas y vinos, la feria ofrece la oportunidad de probar las recetas regionales de Aguascalientes. Aguascalientes fue establecido por los españoles, y después poblado por los descendientes de los soldados franceses que tomaron la ciudad durante la ocupación francés de México. Por eso, el estado tiene una herencia distintivamente europea. Esta se refleja en muchas especialidades locales, tales como el pollo en salsa de vino y las sofisticadas salsas de fruta servidas con pollo y carne de cerdo. La región también tiene sus propias versiones de mole con chocolate y enchiladas rojas.

Por su gran producción de ganado, el menú regional se inclina mucho hacia los platillos con carnes, como la barbacoa de lomo, el lechón, y el cordero asado con relleno de arroz, fruta y condimentos. La combinación de frutas y carnes es un característica culinaria de Aguascalientes, debido a su abundancia de hortalizas de frutas y viñedos.

Aguascalientes es el principal productor de guayaba en México, con la mayoría de sus cultivos localizados en la área semi-tropical cerca de Cavillo, unos 30 millas al oeste de la capital. La guayaba, al igual que la uva y el durazno, juega una parte importante en la cocina regional, y casi todos los postres incorporan fruta fresca o seca. El pastel de naranja, pastel de mango, tarta de durazno, gelatina de guayaba, budín de mamey, y rollo de manzana son algunos de los postres favoritos hechos en casa.

La Feria de San Marcos se celebra en torno del día de su Santo Patrón el 25 de abril. La feria de éste año comienza el 19 de abril y concluye el 18 de mayo. Los asistentes a la feria también pueden visitar las vinaterías, las bellas ex-haciendas llenas de historia, y los balnearios de aguas termales que dan el nombre a este pequeño estado situado entre Zacatecas y Jalisco. Aquellos que no tienen la oportunidad de visitar Aguascalientes pueden intentar recrear estas recetas en casa.

Published or Updated on: April 1, 2008 by Karen Hursh Graber © 2008
Share This:
Tagged

Leave a Reply

Your email address will not be published.